185 Views

Análisis de la nueva identidad visual de “Doctor Who”

Cuando uno lleva poniéndose la misma ropa y peinándose de la misma manera durante mucho tiempo al final llega un momento en el que, ya sea por cuestión de moda o por cuestiones emocionales, el cambio es bien recibido. Pues con la identidad visual de una marca ocurre lo mismo y más si lleva en el mercado desde 1963.

La marca en cuestión es Doctor Who, la serie emitida por la BBC. Aunque tuvo su primera aparición en televisión en el 1963, cabe destacar que la serie no ha estado emitiéndose desde entonces, sino que ha habido dos etapas: la “clásica” (1963-1989) y la “moderna” (2005-) que sigue en antena. Echemos un vistazo a su evolución en cuanto a términos de identidad visual para entenderla mejor (Si solo quieres saber más sobre el último logotipo tan solo tienes que bajar hasta abajo del todo).

Era clásica 

1963-1967

El primer logo de Doctor Who es uno de los más limpios y legibles. Pintado de blanco para hacer contraste con el fondo negro que aparecía en la cortinilla inicial y con un tamaño y ancho considerable dando énfasis sobre todo a la palabra “Who”.

1967-1969

El segundo logo, a pesar de conservar el blanco y el aspecto visual imperativo que aporta el bold, cambia de forma integral la tipografía, sustituyendo la anterior por una fuente tipo serif. Mientras que el primero se posicionaba como un logotipo fresco y de vanguardia, el segundo, en cambio, parece haber retrocedido en el tiempo. Las serifas le aportan carácter, pero nada más. El contraste entre una palabra y otra ha desaparecido, al igual que la personalidad de la tipografía, dejando atrás una identidad visual que cumplía perfectamente con lo que se espera de una serie de ciencia ficción como Doctor Who.

1970-1973

Por suerte, el segundo logotipo solo estuvo presente dos años y dio paso a uno nuevo con un aporte totalmente nuevo: el color verde. Si bien los anteriores estaban teñidos exclusivamente de blanco y negro, el tercero da la bienvenida al color y no uno cualquiera, sino un verde aguamarina que rompe por completo con los esquemas visuales de sus predecesores.

El color no es lo único nuevo, la tipografía deja atrás el aspecto clásico de los primeros para presentarnos lo que vendría a ser la primera tipografía personalizada de la franquicia. Como bien podrás ver, la “D” y la “H” son las dos letras que más destacan y rompen con la saturación lineal de las otras.

1973-1980

Si bien en el tercero se veía que había una intención por empezar a crear un logotipo único y diferente, el cuarto ya es toda una declaración de intenciones. La monocromía del azul TARDIS puede parecer abusiva, sin embargo, con el contraste del blanco resulta increíblemente acertada.

En esta ocasión, además de un nuevo color, han optado por añadir nuevas formas más complejas con el fin de convertir el logo de Doctor Who en un conjunto de códigos visuales que se podrían adherir perfectamente a la icónica TARDIS, la nave espacio-temporal del Doctor.

1980-1986

Doctor Who llega a los 80 y se empapa de su estilo tan característico. En esta ocasión la identidad visual se reinventa de nuevo y da paso al tubo de neón, otorgándole un aspecto plástico y tridimensional muy atractivo.

1987-1989

Como si de una prolongación de la identidad visual de Regreso al futuro se tratase, el nuevo logotipo de Doctor Who rompe por completo con los códigos visuales anteriores y se transforma en una combinación excéntrica de tipografías y colores muy característicos de la época.

Era moderna

2005 – 2010

Con el regreso de la nueva era de Doctor Who en 2005, la identidad visual de la serie tenía que reinventarse una vez más y presentarnos algo que estuviese a la altura de un contenido referente en el género de la ciencia ficción.

Así pues, el nuevo logotipo se presenta como pura combustión energética. Por primera vez abandona la composición vertical y apuesta por adaptar el texto en una sola franja alargada en horizontal. La tipografía, teñida exclusivamente de negro, resulta más ligera y elegante que las anteriores aunque pierde un poco de legibilidad por los añadidos decorativos.

2010

Después de cinco años, la BBC decide volver a cambiar la identidad visual de la serie. En esta ocasión la tipografía recuerda a la de los orígenes y, una vez más, vuelve a ser la protagonista. Recupera legibilidad y fuerza, además del azul TARDIS de los 70 aunque, en esta ocasión, se le añade un degradado brillante que le da luz y un aspecto metálico muy prudente. Además, se le añade un nuevo elemento: las palabras “Doctor” y “Who” comprenden el icono “DW” que recuerda a la forma de la nave TARDIS.

2011

El logotipo de 2011 conserva la mayor parte de parecido con el de 2010, sin embargo, el color púrpura del degradado desaparece de la tipografía y se concentra en el punto superior del icono DW / Tardis, comprendido en el texto entre “Doctor” y “Who”, con el fin de reforzar aún más la forma de la TARDIS y darle más importancia. Además, se le añade volumen al texto, lo que le da un nuevo aspecto al logotipo más pedregoso.

2012

En esta ocasión el logotipo se simplifica aún más y pierde el icono DW / Tardis para dar lugar a un texto más limpio y con mayor legibilidad. Además, adquiere una nueva textura.

2013

El cambio entre el logotipo de 2012 y 2013 es poco significativo. La tipografía sigue siendo la misma, sin embargo, al recuperar la textura pedregosa —más acentuada en esta ocasión— del de 2011 pero de una forma más acentuada gracias al color blanco mármol, consigue una percepción distinta.

2014 – 2017

El aspecto metalizado tan característico del logotipo de 2010 vuelve a impregnar el logotipo de Doctor Who.

2018

Con motivo del estreno de la temporada 11 y del cambio de protagonista, la BBC ha querido darle un giro creativo radical al logotipo e incorporar algún que otro guiño al cambio de género del nuevo Doctor que, por si no estás al corriente, por primera vez es una chica.

El pasado martes 21 la BBC anunció en sus redes sociales el nuevo logotipo en el siguiente tuit.

El cambio de Doctor siempre es un gran hito en la franquicia. Supone un antes y un después en la percepción narrativa y, como es lógico, es una decisión con la que hay que andarse con cuidado si se quiere tener a los seguidores contentos, al menos a la mayoría.  Así pues, la BBC, consciente de los cambios en la industria cinematográfica y del empoderamiento de la mujer en busca de una posición que siempre debería de haber tenido si no fuera por la discriminación sistemática de la industria, ha elegido a la actriz británica Jodie Whittaker como la nueva protagonista de la serie, quien será la encargada de pilotar la TARDIS y de llevar a la franquicia a una nueva era.

Un cambio tan significativo en la narrativa de Doctor Who sí o sí tenía que tener algún tipo de repercusión en la identidad visual. Por eso mismo, después de más de ocho años sin cambios significativos en el logotipo, la agencia LittleHawk nos ha traído una nueva identidad a la altura de las circunstancias.

En cuanto al color naranja, para entender mejor el motivo de su elección para la tipografía, hay que ver el breve audiovisual de presentación de la nueva identidad visual en el cual se entiende perfectamente. Así que si no lo has visto, sube arriba y dale al play.

Como habrás podido ver, el naranja no es una elección casual, sino que supuestamente representa de una forma muy visual la estela que deja la TARDIS cuando viaja en el espacio-tiempo.

En lo referente al guiño que comentaba, es algo bastante aparente, sin embargo, puede pasar desapercibido. Tan solo tienes que invertir la “o” de “Who” y sabrás a lo que me refiero.

Se trata del símbolo de Venus y, como bien sabrás, representa el sexo femenino. ¿Una coincidencia? Seguro que no.

En definitiva, el nuevo logotipo de Doctor Who supone un lavado de cara que la serie necesitaba para adaptarse a los tiempos que corren. ¿Lo han conseguido? Yo creo que sí.

¡Obtén las mejores historias virales directamente en tu bandeja de entrada!

No te preocupes, nada de spam.

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.