El videoclip de Hymn For The Weekend de Coldplay es una explosión de sensaciones y colores

La música es vida y en muchas ocasiones para muchos actúa como una auténtica droga. El que es adicto a ella la echa en falta cuando no la escucha. Nos acompaña durante el día, en menor o mayor frecuencia, dependiendo de la exposición a la cual estemos sujetos porque la música no siempre entra voluntariamente a nuestros oídos, ¿verdad? Y ya no solo me estoy refiriendo a aquellas ocasiones incomodas en las que coges el transporte público, como el autobús o el metro, y hay algún oportunista que ve la ocasión perfecta para demostrar a todo el mundo la música que escucha y lo hace en la más alta frecuencia que le permite su dispositivo móvil. No, no, me estoy refiriendo a cuando enciendes la radio o la televisión y escuchas música comercial. Y es que no podemos olvidarnos que la música es una herramienta emocional de engagement esencial para conectar con el público.

Muchos anuncios no se percibirian de la misma forma si no tuvieran una gestión creativa sonora detrás. La publicidad y la música están íntimamente ligadas y poseen una relación simbiótica en muchas ocasiones, puesto que existen multitud de formatos publicitarios dependen del factor sonoro. ¿Acaso un videoclip musical no es un formato que los grupos de música emplean para hacer publicidad?
En definitiva, si estoy tratando de justificar la relación entre la publicidad y la música no es por otra razón que la de mostraros un videoclip que me ha llamado la atención. No solo por la música, sino también por las sensaciones percibidas que nos deja su sincronización con la imagen. Hymn For The Weekend de Coldplay es el segundo videoclip de su último álbum A Head Full of Dreams que ha lanzado el grupo británico recientemente. La canción cuenta con la colaboración de Beyoncé y su presencia está más que justificada.

8c05e591af4ecdff64e0545683279e6b

El clip tiene lugar en Bombay, lo cual ayuda enormemente a transmitir gráficamente la fuerza que tiene la canción. Una pieza cargada de emociones positivas, al igual que el resto del álbum, no podía tener otra mejor materialización que la explosión de colores -literal-, que nos ofrece la ciudad. Un lugar de Oriente donde los colores vivos son la moda permanente.

9dca1fa70d312a91912fd147d4b7bc18

Toda la ciudad posee una personalidad única, alegre y repleta de sensaciones. Y aunque la sociedad no sea la más rica de todas, si que lo es en espíritu y eso es innegable.

c673287d31ed3bad35108d2932658268

El videoclip de Hymn for the weekend contiene una gran cantidad de simbología mística muy acorde a la cultura de la India. Rituales y ceremonias están muy presentes, de hecho, Beyoncé se interpreta a si misma y lo hace vestida con habitos característicos de la danza clásica de la India.

5467421094ef92c9006f597ca164429c

Mientras que ella parece una auténtica celebridad de Bollywood y se adecua perfectamente a la sociedad de ahí, Chris Martin y su banda mantienen su apariencia ‘occidental’. Un choque entre culturas cuyo equilibrio viene orquestado por la voz de Queen B y Martin.

Ahí lo tenéis, disfrutadlo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s