¿Cuánto hace que no lees?

El Analfabetismo es uno de los problemas educacionales más comunes en los países subdesarrollados. Se estima que hay aproximadamente 781 millones de adultos analfabetos en todo el mundo, según datos de la UNESCO. Si esa cifra se desglosara, y se analizara el % que le corresponde a cada uno de los países que carecen de los recursos suficientes para poderlos destinar a la educación de su sociedad, no ía tan alarmante, pero la cifra en conjunto es de lo más escalofriante.

”En el Brasil y Túnez, la disparidad en el primer ciclo de enseñanza secundaria ha aumentado en perjuicio de los varones” (UNESCO, 2015)

Países como Brasil son un claro ejemplo del despilfarro de recursos por una mala gestión política que derivan a situaciones de precariedad cultural. Y aunque Brasil esté destinando recursos para la educación de sus habitantes, sigue haciendo índices de analfabetismo y de absentismo escolar. Es por eso que la Cámara do libro ha decidido lanzar una campaña para fomentar la lectura. En ambos carteles vemos la representación de dos personajes clásicos en sus respectivos géneros narrativos. En uno de ellos, vemos los restos del magnífico Sherlock Holmes fosilizado, y en otro, el cuerpo inerte del entrañable muñeco de madera Pinocho. Y al lado de cada uno, en la arena, reza el eslogan de la campaña: How long has it been since the you’ve read? Ambos, convertidos en vestigios por culpa de un fracaso humanitario, yacen en un escenario manipulado donde claramente ha habido una intervención de carácter antropológico. Tópico pero bien trabajado.

sherlock_aotw_aotw

pinocchio_aotw_aotw

Es curioso porque toda la representación en sí resulta una paradoja. Tanto Sherlock Holmes como Pinocho, son seres que viven en el terreno de la ficción, y por lógica, no se pueden haber materializado sino han existido en el mundo real y, al mismo tiempo, han dejado de existir en el campo de la ficción. Entonces, ¿en qué clase de problemática metafísica nos encontramos? En realidad no es tan complicado como parece si lo simplificamos al hecho de que es todo una gran metáfora sobre las consecuencias de no fomentar la lectura en una sociedad. Es lo que tiene la publicidad que si escarbas mucho en los significados que tratan de transmitirnos surgen cuestiones de carácter metafísico que pueden dar carrete.

En fin, recapitulemos. Es evidente que tanto Mr. Holmes como el niño de madera han existido, pero no en el mundo sensorial que todo ser vivo puede percibir sino en alguna cavidad neuronal recóndita de nuestras mentes, o en nuestros corazones -solo para los más tiernos-. Los personajes del mundo de la ficción existen gracias al inigualable poder de la imaginación y si no se fomenta el cultivo de esta ya puede haber excavaciones antropológicas metafísicas que si no sabemos sus nombres no serán nada más que los restos de un hombre del siglo XIX que le gustaba ver las cosas de cerca y un muñeco de madera con cierto aspecto macabro.

Esta imagen devastadora es un claro vaticinio de un futuro no muy lejano, donde seres tan reconocidos en la literatura serán sentenciados irremediablemente serán enterrados por el paso del tiempo. Así que seáis brasileños o no, leed, leed mucho.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s